Zoom a: The Newsroom. Temporada 1. Episodios 1 y 2

Vuelve Aaron Sorkin a la televisión para hacer un retrato de un telediario en prime time ¿Se pueden hacer buenas noticias y buena televisión al mismo tiempo? ¿Es necesario crear espectáculo y morbo para que un informativo funcione? ¿De verdad son tan importantes los ratings? Esto son algunas de las cuestiones que  nos plantea The Newsroom.

Estos dos primeros episodios han mostrado lo mejor y lo peor de Sorkin con un piloto magnífico y un segundo capítulo más flojo. Si en el primero nos mostraba lo bien que se puede contar una historia, una noticia, a pesar de los problemas personales y profesionales de unos y otros. En el segundo eran justo estos problemas personales los que influían para realizar un programa desastroso. Vemos los puntos clásicos de Sorkin: La crítica a los ratings, la lealtad, la fe en que las cosas se pueden hacer mejor, personajes con principios y que no dudan en soltar discursos inspiradores…

The Newsroom es una serie sobre periodistas para periodistas. Nos muestra lo que debe ser un profesional de la información, ese ideal que te enseñan en la carrera, en lo que sueñas en convertirte y que hoy en día es una especie en extinción en contra de esos periodistas que se venden por la audiencia, el espectáculo, el poder y el dinero. Si algo distingue a las series de Aaron Sorkin es el sentido común. El creador busca un ideal para mostrarnos que las cosas se pueden hacer bien si uno quiere, a pesar de las presiones, la masa y las inseguridades personales. The Newsroom no es solo una lección de buena escritura, dirección, interpretación (los actores están fenomenales) y buena televisión. También de periodismo, humanidad y sentido común.

Es verdad que Aaron Sorkin siempre hace lo mismo, pero qué bien lo sabe hacer  y cómo nos gustan esos personajes que no titubean, diamantes en bruto con principios y moral intacta que no se venden por nada, ni por nadie. Personajes excepcionales como el director de informativos (interpretado de maravilla por Sam Waterston, visto en Ley y Orden) un viejecito entrañable, borracho, divertido y más listo que el hambre. Ese es uno de los méritos de Sorkin, todos los personajes tienen algo que hace que te caigan bien desde el principio y que quieras ser como ellos.

Sorkin es un monstruo de la televisión, conoce el medio y maneja como nadie los tiempos. Sabe crear muy buenos momentos de incertidumbre y nervios, y mantener esa tensión con escenas ágiles en las que varios personajes hablan simultáneamente. The Newsroom ofrece esto y más, y es un placer verla.

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s