Brothers: A Tale of Two Sons llega a PS4 y Xbox One

Brothers_PS4_Game_Screenshot7

Starbreeze, un estudio que hasta hace muy poco había estado centrado en juegos de acción como el excelente The Chronicles of Riddick o el más irregular Syndicate, sorprendieron a propios y extraños en 2013 con una aventura tan original como preciosista que se alejaba de los géneros que actualmente saturan el mercado.

Brothers: A Tale of Two Sons se lanzó en PC y Xbox 360 como una propuesta centrada en las emociones del jugador que dejaba en un segundo plano la adrenalina y cualquier factor competitivo en pos de una experiencia cooperativa, curiosamente para un solo jugador, y de resolución de puzles. Se trata del viaje de dos hermanos que, con su padre enfermo y al borde de la muerte, deben encontrar la savia curativa de un enorme árbol que a buen seguro sonará de algo a aquellos que conozcan la mitología nórdica de la cual bebe este juego a la hora de confeccionar su mundo.

A lo largo del camino conoceremos a amables trolls, mejestuosos grifos y gigantes enfrascados en sus propias guerras, píldoras de una narrativa fuertemente aferrada a un plano visual en el que los mitos y leyendas estaban presentes a cada paso. Un cuento en definitiva que, como la vida misma, maniobra ágilmente entre la más pura diversión, los momentos de inquietud y por supuesto los más dramáticos.

Pero si decimos que esta obra supone un órdago descarado a la industria en busca de algo de innovación hemos de hablar de dos aspectos clave: su inusual control y la forma de interactuar con el entorno. Respecto al modo de juego decir que, a excepción de un par de indicaciones al inicio, no tendremos un esquema de botones avanzado para realizar las diferentes acciones, sino que desde un primer momento empezaremos a mover nuestros personajes de manera intuitiva. Un stick para cada hermano con su correspondiente gatillo para examinar objetos, saltar o accionar mecanismos será más que suficiente para reconocer aquello que nos rodea y superar cada escollo que encontremos.

 brothers_ps4game_screenshot1

Una apuesta arriesgada, desde luego, y necesitaremos de un rato para acostumbrarnos a ello siendo esencial una cierta disciplina a la hora de posicionar a cada uno de los muchachos en la mitad de la pantalla correspondiente a la división establecida en el propio mando, pues en caso contrario difícilmente seremos capaces de coordinarnos con ellos para, por ejemplo, girar en la dirección deseada.

Por otro lado, hay que entender que, como he dicho, se trata de una experiencia interactiva más que de un juego al uso, por lo que sería un error avanzar con prisa para pasar de capítulo en vez de detenernos para comprobar cuál es la respuesta de cada uno de los hermanos con el escenario. El mayor es juicioso, responsable y mucho más fuerte que el pequeño, quien actúa de manera más infantil y no duda en realizar alguna que otra gamberrada que le haga reír.

Las diferencias en su carácter no significan que ambos no puedan colaborar, siendo su capacidad de trabajar codo con codo lo que da significado a su viaje hacia la madurez. Así, les veremos trasladar pesados objetos para abrir nuevas rutas, auparse hasta cornisas en un principio inalcanzables o escalar por paredes atados por la cintura a una cuerda para evitar accidentes y que acabará siendo una excelente forma conseguir su objetivo.

Brothers hace gala de excelentes ideas en su mayoría bien ejecutadas. Sin embargo, el hecho de que los protagonistas dominen un idioma para nosotros incomprensible da mucho más mérito a la puesta en escena del juego, pues es la propia ambientación, las animaciones de los personajes y los movimientos de la cámara los que nos darán pistas sobre qué hay que hacer a continuación y cómo conseguirlo.

No es casualidad que el título publicado por 505 Games haya sido comparado con otras obras calificadas de autor como ICO, donde la escasez de diálogo, la falta de marcación de objetivos y la ausencia de interfaz es también evidente, o Journey, también diseñado con extrema simplicidad con el fin de que sea la atmósfera del mismo la que evoque todo un abanico de sensaciones al jugador.

Claro que un trabajo como éste es difícil que consiga todo lo que pretende sin un apartado visual de lo más sugerente. Y es que es a nivel artístico donde esta pequeña odisea norteña resulta de lo más atractiva. La variedad de escenarios es esencial para que no tengamos la sensación de repetición en ningún momento, algo que también se ha procurado a la hora de insertar los diferentes rompecabezas. Recorreremos una pacífica aldea llena de campesinos, atravesaremos bosques infestados de peligros y vastos túneles en los que los trolls extraen el mineral. También volaremos hasta un castillo edificado entre unos riscos, navegaremos por un mar helado y franquearemos los restos de una sangrienta batalla entre gigantes en uno de los capítulos más impresionantes por su escala.

 brothers_ps4game_screenshot6

En su salto a las consolas de nueva generación, hay que confesar que el juego no ha sido renovado de manera notable, sino más bien trasladado cuidadosamente a estas plataformas. En PS4, la versión analizada, no hemos visto avances reseñables en texturas o efectos, aunque tampoco se perciben bugs salvo alguna que otra ralentización segundos después de cargar un nuevo capítulo o ciertas secuencias con pequeños desajustes en las sombras que inciden en los personajes.

Nada preocupante para un juego que no ha sufrido con el paso del tiempo y que, pese a algunos modelados un tanto justitos en criaturas como los lobos, entra por los ojos gracias a la belleza de los escenarios que de principio a fin invitan a progresar en esta estupenda fábula que además está envuelta en una banda sonora magistral. El uso de la voz femenina y la selección de instrumentos de cuerda y viento dotan de una calidez melódica a unos temas que ni por un momento se evaden de ese carácter indómito y salvaje impreso en cada paisaje representado.

Es cierto que aquellos que lo jugaron anteriormente encontrarán pocos alicientes para adquirir esta nueva edición, mientras que los que en su día no tuvieron la oportunidad de disfrutarlo tienen una fantástica oportunidad para hacerse con una obra muy especial que, pese a su brevedad –apenas llega a las 4 horas de duración siempre y cuando hagamos por sacarle todo el jugo- resulta ciertamente satisfactoria.

Brothers_PS4_Game_Screenshot10

Cabe destacar los extras que se han incluido, como una galería de bocetos no demasiado interesantes, la banda sonora completa y especialmente un vídeo en el que Josef Fares, el reconocido cineasta y director del juego, nos irá comentando a lo largo de una partida muchas de las curiosidades de su desarrollo, secretos ocultos y anécdotas personales algunas de ellas muy emotivas y recomendables de ver para aquellos que se hayan dejado enamorar por su primer trabajo en la industria. Es imperativo, eso sí, que solamente lo reproduzcáis tras haber finalizado la campaña, en caso contrario os podría arruinar la experiencia ya que ahonda en la resolución de algunos puzles, en los giros de la historia y en pequeños encargos que hacen saltar trofeos, dado que éstos sólo serán desbloqueados por aquellos que exploren minuciosamente todas sus posibilidades.

En definitiva, Brothers: A Tale of Two Sons se impone como una alternativa a la tendencias más comerciales de la industria. Visualmente arrebatador, único y profundamente emocional, merece la pena perdonar su fugacidad y su fórmula a veces irregular con el fin de sumergirnos en la más absoluta cotidianidad hasta desarrollar un vínculo fraternal como pocas veces hemos visto en un videojuego y alcanzar un final que no nos dejará indiferentes.

Anuncios

5 comentarios

  1. Muy interesante tu artículo, y muy completo. La verdad es que encontrar un producto que nos aporte emociones y valores morales en vez de disparos y cadáveres se agradece. Parece que es una bocanada de aire en medio de tanta violencia y adrenalina. Solo por eso merece la pena hacerse con él.

  2. La verdad es que estos son los juegos que en realidad me gustan: aventura, situaciones variadas, un buen guión y unos personajes que te enganchan. Y todo en un entorno visualmente estupendo.

  3. Yo soy mas de follon tiros y acelerador pero de vez en cuando te encuentras con algo que merece la pena a pesar de que no sea de tu rollo. Voy a ver que pinta tiene este

  4. Aparte del alivio que supone para mi no tener que andar moviendo la cámara todo el rato como en otros juegos, me ha parecido un juegazo tanto por lo cuidada que está la historia (un dramón magnífico) como por la originalidad de manejar los dos personajes a la vez, como por el aire de cuento que transmite. Muy recomendable

  5. El problema es que son juegos muy caros para 3 horas que dan de si, especialmente cuando se animan a sacarlos en edición física para coleccionistas en solitario. Pero claro,si no quieres jugar siempre a lo mismo toca pasar por caja…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s